Páginas vistas en total

jueves, 29 de octubre de 2015

se despide Karen Arauz de Cristina Fernández, que al fin saldrá de la Casa Rosada después de haber oprimido al pueblo argentino durante 11 años bajo la férula del kircherismo. le causó profundo daño a la Argentina, sentencia y muestra las contradicciones de una vida de lujo y un teórico accionar socialista.


CHAU Y GRACIAS CRISTINA


Deberíamos mandarle a Cristina Kirchner una nota de alegre agradecimiento después de los resultados electorales en la Argentina. Muy pedagógico y útil para los ciudadanos, tener la constatación que las veleidades prorroguistas personales o por interpósita persona como es el caso específico de Scioli, no colma las expectativas por muy dispuesto que esté el andamiaje electoral. En imperial estilo verticalista, Cristina Kirchner, ha jugado al ajedrez con la postulación oficialista y cuyas extrañas movidas,  han dejado la duda de si no habrá sido intencional la zancadilla que le puso al candidato oficialista, rodeándolo de los más siniestros personajes. Ella, obvio, sueña con volver el 2019.

El común denominador de estos detentores de poder desorbitado, es esa rara condición conocida como pensamiento disperso, que aparentemente, emerge  de la egolatría sin límites  y esa loca convicción que están donde están por designio divino. Ignoran, entre muchas otras cosas,  la inevitabilidad del curso natural de las cosas. Ese creerse irremplazables, que al final no se sabe si es una postura adoptada para mermar la fuerza de los adversarios, o es una deformación de su psiquis que los tiene convencidos que son un banda de mesías del siglo XXI.

Sea como fuere, estas veleidades ciertas o imaginarias, han causado un profundo daño por más que  han sabido encriptar muy hábilmente con una supuesta bonanza atribuible a sus políticas. Todo ello con nutrida y millonaria propaganda en cuanto medio han cooptado, que son muchos. Y por supuesto, se han rodeado de los leales que no se sabe, si a la causa, o es que tienen alguna otra razón más pedestre. Pero la habilidad para vender imagen, es innegable. Sobre todo impacta en los que  gustan de comprar espejismos. Cristina con sus dudosos encantos en cansadora cadena nacional, Evo el bien amado y sus supuestas habilidades de futbolista internacional o Correa con su amaneramiento de chabacano latin lover, nadie sabe en qué momento terminan por hartar a moros y cristianos.

Pero todos ellos,  muy desafiantes, cobijan bajo la gran sombrilla del poder a oscuros personajes que como en el caso específico de los kirchneristas, son uno más de los  factores de la debacle de una de las más sólidas facciones del nostálgico peronismo, que son múltiples. No es fácil de comprender las razones por las que ponen constantemente sus manos al fuego por lo obvio. La cerrada defensa del procesado vice presidente Boudou, tiene que haberle costado caro a la Dra. Fernández. Esas actitudes dejan en claro que es falso el verso de la lucha contra la corrupción, y el tal "caiga quien caiga" -al menos en Bolivia-, se circunscribe a un puente, a un par de coliseos o a uno que otro de esos funcionarios de tercer nivel comúnmente conocidos como los tontos útiles.

Su discurso anti-imperialista es una pose que raya en el ridículo. Cristina Kirchner ha sido una de las mujeres importantes, más costosamente vestida y enjoyada. Cada viaje a Nueva York, amén de alojarse en uno de los hoteles más caros del mundo el Oriental Mandarín, incursionaba muy afanosa en los exclusivos almacenes de la Quinta Avenida, chequeando constantemente la hora en su Rolex de oro y brillantes, que solo cuesta 40 mil dólares. Mientras, en la Argentina profunda, mueren niños...por desnutrición.

Todas estas señales denotan lo poco que en el fondo les importa su país. La corrupción que alcanza niveles obscenos, y la persistencia en buscar a como dé lugar la permanencia en el poder,  denota que lo que requieren con urgencia, es asegurarse impunidad. La ventaja de un país como la Argentina, es que siendo tan amplio en su administración, no les ha sido fácil la absorción de todas las instituciones. Grandes esfuerzos se han hecho en esta década pasada para no dejar ningún cabo suelto, pero afortunadamente, por ejemplo,  influyentes y sólidos grupos empresariales de la comunicación, capearon el largo temporal de modo que allá sí existen medios que se han encargado de quitarles la careta. Uno de los más cuestionados a la vez que poderoso miembro de los llamados K, quien sufrió una estrepitosa derrota en la carrera por la gobernación de Buenos Aires, le puso nombre y apellido a su verdugo, el famoso y letal periodista Jorge Lanata.

Nuestros medios televisivos, no tienen más alternativa que imponer una suerte de autocensura. Y los más, han sido presionados hasta lograr su venta a miembros -o palos blancos- del oficialismo gobernante. Las radios están en capilla. En unos meses se renovarán, -o no-, las frecuencias y eso tiene aspecto de purga. Afortunadamente, ciertos medios escritos y las  redes sociales, son la garantía de libertad de expresión y el vehículo propicio para la interacción de la ciudadanía.

 Por eso es que el referéndum para dar -o no-, luz verde a una nueva re re elección de Morales y García, adquiere una dimensión enorme. De negárseles esa oportunidad, García Linera ha amenazado públicamente con incendiar al país vía movimientos sociales, con nosotros dentro.  Los bolivianos por el NO, serán psicopateados constantemente, lo que logrará que las amenazas provean de la fuerza requerida para negarse a ser parte de su relato salvaje.

Karen Arauz                                                                                                     



                             

No hay comentarios: