Páginas vistas en total

sábado, 12 de mayo de 2007

Negroponte y el crimen del Arzobispo Romero

John Negroponte conocido agente de la CIA, fue embajador de EEUU en Honduras de 1981 a 1985 , en esa época 32 monjas salvadoreñas fueron secuestradas cuando huían asustadas luego del asesinato del obispo mientras celebraba la misa; fueron violadas y lanzadas al mar desde helicópteros.

Al desclasificarse documentos que prueban la participación directa de Negroponte en la organización de las bandas de la contra, al extremo de que proclamaba: "I'm a contra". Un informe sobre su acción revela que "cientos de civiles fueron asesinados a sangre fría, otros muchos torturados, mutilados, violados y robados".
Manipulador político, cómplice de torturadores, animador de verdugos, siniestro encubridor de violaciones de derechos humanos, compinche de traficantes de armas.

Durante su ejercicio creó la espantosa base de El Aguacate, centro de detención y torturas , donde EEUU entrenó a los Contras nicaragüenses durante los años 80, con la cooperación de la CIA y de militares argentinos, secuestraron, torturaron y asesinaron a cientos de personas.
En Agosto del 2001 excavaciones en la base descubrieron los restos de 185 personas, incluyendo dos estadounidenses, todos torturados, asesinados y enterrados en aquél horroroso lugar.

En mayo de 1982 la monja Leticia Bordes llegó a Honduras en una misión investigadora sobre la suerte corrida por 32 monjas salvadoreñas que se habían refugiado en Honduras tras el asesinato del obispo Oscar Romero, quien un día antes de su muerte hizo un enérgico llamamiento al ejército salvadoreño:
"yo quisiera hacer un llamamiento, de manera especial, a los hombres del ejército. Y en concreto, a las bases de la Guardia Nacional, de la policía, de los cuarteles... Hermanos, son de nuestro mismo pueblo.
Matan a sus mismos hermanos campesinos. Y ante una orden de matar que dé un hombre, debe prevalecer la ley de Dios que dice: "No matar". Ningún soldado está obligado a obedecer una orden contra la Ley de Dios. Una ley inmoral, nadie tiene que cumplirla.

Ya es tiempo de que recuperen su conciencia, y que obedezcan antes a su conciencia que a la orden del pecado. La Iglesia, defensora de los derechos de Dios, de la Ley de Dios, de la dignidad humana, de la persona, no puede quedarse callada ante tanta abominación.

Queremos que el gobierno tome en serio que de nada sirven las reformas si van teñidas con tanta sangre. En nombre de Dios y en nombre de este sufrido pueblo, cuyos lamentos suben hasta el cielo cada día más tumultuosos, les suplico, les ruego, les ordeno en nombre de Dios: Cese la represión."
Al día siguiente fue asesinado con un disparo hecho por un francotirador que impacto en su corazón cuando oficiaba una misa en la capilla del hospital de San Salvador. También el sacerdote jesuita estadounidense James Carney, también fue asesinado en septiembre de 1983. Sus restos fueron exhumados en enero de 2004 en una de las bases creadas por Negroponte usadas por los contras. Si cuando Negroponte fue nombrado Embajador de EU en Irak, hizo esto. Nada bueno nada bueno traerá su presencia en nuestro país.

Contra la Revolucion Sandinista: Cuando en 1981 Ronald Reagan anunció su propósito de destruir la revolución sandinista, se inicio la guerra sucia y 2.500 ex guardias del tirano Anastasio Somoza invadieron Nicaragua a través de la frontera con Honduras, con pleno apoyo de Estados Unidos que Negroponte fue el encargado de concretar. Ese mismo año Reagan admitió que existían fondos secretos para realizar acciones encubiertas de la CIA en Nicaragua y para ayudar a la contra infiltrada desde Honduras. (El texto nos fue remitido desde Honduras por Manuel Ponce Torres)

No hay comentarios: