Páginas vistas en total

miércoles, 4 de abril de 2007

Desinflado el Globo. Vuelve la Paz

He aquí los términos en que la muy bien informada IAR-Noticias presenta el suceso:
Sorpresivamente, el presidente iraní anunció la liberación de los prisioneros sin que Irán reclame -como lo venía haciendo- una disculpa pública y una admisión de Gran Bretaña de que los militares habían violado las aguas juridiscionales iraníes.
“La liberación de los 15 marines es un gesto para demostrar la buena voluntad y la cordialidad de los musulmanes”, señaló Mahmud Ahmadineyad , tras precisar que los soldados serían liberados en cuanto acabase su conferencia de prensa del miércoles, según IRNA.
El presidente iraní precisó que los quince militares cautivos serán puestos en libertad y repatriadoseste miércoles mismo.
El sorpresivo anuncio de Ahmadineyad conlleva una insólita claudicación política y una derrota diplomática de Teherán, ya que los prisioneros aparentemente serán liberados sin nada a cambio por parte de Gran Bretaña y sus aliados, EEUU y la Unión Europea que presionaron para la liberación inmediata de los cautivos.
Ahmadineyad hizo el anuncio después de que Tony Blair afirmara el martes su confianza en una "pronta resolución" de la crisis con Irán después de confirmarse que se mantenían contactos con altos funcionarios iraníes, incluido el negociador nuclear Ali Lariyani.
Downing Street reveló el martes por la noche que hubo "contactos entre el Reino Unido e Irán, incluido un contacto directo con Ali Larijani", secretario general del Consejo Supremo de Seguridad nacional iraní y principal negociador internacional de ese país.
Los militares, ocho marinos y siete infantes de Marina británicos (entre ellos una mujer), fueron detenidos el 23 de marzo en aguas del Golfo Pérsico por las autoridades iraníes, que les acusaron de "invadir su territorio", algo que Londres ha negado reiteradamente.
En la ceremonia, Ahmadineyad otorgó también la medalla de tercera clase al valor al capitán Abulqasem Amangah, oficial de la Guardia Marina de Irán que condujo la operación de captura en el Golfo Pérsico..
La decisión para otorgar esta medalla -según la agencia IRNA- fue tomada por el consejo de ministros a raíz de su actuación al ordenar detener a los 15 militares británicos que violaron aguas jurisdiccionales del país.
Del acto también participaron el ministro de Defensa de Irán y altos mandos castrenses, además de unos 200 corresponsales entre nacionales e internacionales.
Pero, seguramente, lo que más "sorprende" del anuncio de Ahmadineyad es la rapidez con que Teherán, dejando de lado sus presiones, amenazas, y condiciones exigidas para la liberación, dejó libres a los prisioneros sin que Gran Bretaña haya cedido un ápice en sus posiciones.
Actitud que seguramente tiene que ver con la puja interna por el poder existente en el régimen teocrático controlado por los ayatolas.
En resumen, una muestra de "debilidad" y una derrota diplomática estratégica de Irán que va a incidir negativamente en su imagen ante el mundo islámico y en el conflicto por su programa nuclear que mantiene con EEUU y las potencias del Consejo de Seguridad de la ONU.

No hay comentarios: