Páginas vistas en total

lunes, 11 de febrero de 2008

altamente positivo la nueva postura ante la Santa Sede

el gobierno ha designado a un ciudadano católico, que juró a su cargo de embajador haciendo la señal de la cruz con los dedos índice y pulgar en forma tradicional desde el inicio de la República, como Plenipotenciario ante el Vaticano.

Tras su posesión, el nuevo embajador de Bolivia en el Vaticano, Carlos de la Riva, anunció ayer que su primera misión será iniciar negociaciones para adecuar los acuerdos que tiene la Iglesia Católica con el Estado al nuevo texto constitucional y al proceso de cambio que vive el país.
De la Riva anunció que los temas prioritarios que se deberán encarar son los convenios en educación, salud, las clases de religión y la bonificación que da el Estado a las autoridades eclesiásticas, entre otros.

Destacó De la Riva que se impone la revisión de viejos acuerdos y el reconocimiento de la CPE vigente, a la Iglesia Católica y la sostiene en base a concordatos entre la Santa Sede y el Estado. Los acuerdos deben entrar en plena vigencia, aunque algunos de ellos deberán ser modificados previo acuerdo de partes, aseguró el flamante embajador.
Como recordarán los lectores, en los 25 meses del gobierno masista se han producido incidentes con la Iglesia, al menos en tres ocasiones y temas como el de la instrucción religiosa y la jurisdicción eclesial no están del todo clarificados.

No hay comentarios: