Páginas vistas en total

miércoles, 1 de agosto de 2007

Documento imperdible del empresariado

En vísperas de conmemorarse el 182 aniversario de la fundación de la República, el Comité Ejecutivo de la Confederación de Empresarios Privados de Bolivia y las nueve federaciones departamentales de empresarios privados del país, reunidos en la ciudad de Santa Cruz de la Sierra, expresamos nuestra más sincera y fraternal felicitación a todos los bolivianos y bolivianas que viven en cada confín de esta hermosa patria y del mundo.

Sin embargo, ante los peligros que aquejan hoy a nuestro país manifestamos nuestra posición en los siguientes puntos:

1) El cerco a Tarija por los campesinos del MAS, con la participación de súbditos extranjeros, los bloqueos a Potosí y a su Universidad, y el amedrentamiento a Sucre y la Asamblea Constituyente, muestran que el Gobierno, en el propósito de imponer su proyecto hegemónico, no tiene reparo en enfrentar a hermanos bolivianos. En ese marco, advertimos que la movilización de grupos irregulares a Santa Cruz, puede ocasionar derramamiento de sangre, que será responsabilidad única de quienes hoy nos gobiernan.

2) Consideramos importante que la Asamblea Constituyente retome el espíritu democrático con que fue concebida y que se convierta en un verdadero escenario integrador, donde todos sean escuchados sin imposiciones y confrontaciones. Sería un gravísimo error que el Gobierno y el MAS, presionen la aprobación de una Constitución que no represente al conjunto de los ciudadanos. Poner en vigencia una Constitución por la fuerza, sólo nos llevará a que regiones y sectores de la sociedad la desconozcan.

3) Consideramos inaceptable el control social y comunitario sobre la empresa, puesto que vulnera la propiedad privada, la seguridad jurídica, confisca el fruto del trabajo, frena la apertura de mercados internacionales y elimina toda posibilidad de inversión y generación de empleo.

4) Son tan fuertes y negativas las señales sobre el sector productivo y la inversión, que el país comienza a sentir síntomas contundentes de desabastecimiento de productos. Si a ello se suma la deficiente gestión de política economica, seguiremos sufriendo el rebrote inflacionario del cual solamente el Gobierno es responsable.

Consideramos que es urgente pacificar el país, superando los enfrentamientos que ponen en riesgo la unidad de la nación y la vida de los bolivianos. El único camino hacia la paz y el crecimiento es el diálogo, la pluralidad y la concertación. Por eso, invocamos al Gobierno para que construya alianzas y deje de lado posturas radicales que lamentablemente nos dividirán.

Santa Cruz de la Sierra, 30 de julio de 2007

No hay comentarios: