Páginas vistas en total

martes, 1 de julio de 2008

evo morales es duramente retrucado por alan garcía en nota que dio la vuelta al planeta

El Presidente de Perú, Alan García, acusó a par boliviano, Evo Morales, de pretender "agitar las aguas" en Perú y le pidió no inmiscuirse en asuntos internos del país. "Ya suficiente parece haber hecho en Bolivia como para venir a meterse aquí" para enfrentar a los peruanos, afirmó García durante una ceremonia de transferencia de fondos a los gobiernos locales y regionales, realizada en Palacio de gobierno.
El líder peruano señaló que "ningún país tiene derecho a meterse en la política interna de otro país" e hizo referencia al supuesto apoyo público de Morales a una huelga nacional convocada por la mayor central sindical de Perú para el 9 de julio. El paro, promovido por la Confederación General de Trabajadores del Perú, es en rechazo a las políticas económica y sociales del gobierno de García, a casi dos años de haber asumido el poder.
"Que Evo Morales aliente el paro nacional del 9 de julio me parece repulsivo y digno de ser denunciado internacionalmente", aseguró García, tras agregar que Perú "es un país soberano, importante y grande en el mundo. No puede permitir se tome estas libertades por más Presidente que sea de Bolivia para venir agitar las aguas en Perú".
Tras emplazar a Morales a demostrar que existe asentada una base militar de Estados Unidos en territorio peruano, García consideró que las declaraciones de su colega boliviano están "sustentados en groseras mentiras y manipulaciones". "Métete en tu país y no te metas en el mío. Ya está jalando (Morales) demasiado la pita. Así que ten cuidado con las cosas que estás haciendo", señaló García.
El gobierno peruano llamó a su embajador en La Paz como reacción a las declaraciones de Morales referidas a asuntos internos de Perú e incluso antes habló sobre García, con quien tiene diferencias políticas e ideológicas.
Morales dijo en días recientes que frente a la negativa de Bolivia y Ecuador de permitir bases militares de Estados Unidos en esos países, Perú sería la opción de Washington, por lo que llamó al pueblo peruano a "resistir" ante esa posibilidad.
La nota precedente
El gobierno peruano retiró a su enviado diplomático en La Paz, luego del malestar que provocaron las declaraciones de Evo Morales sobre la instalación de bases militares norteamericanas en dicho país realizadas el pasado sábado en Oruro. En un acto público en el departamento de Oruro, Evo Morales felicitó el hecho que Ecuador haya decidido impedir la instalación de una base militar estadounidense en su territorio, asegurando que ahora Washington "está llevando sus bases militares a Perú".
El ejecutivo peruano que preside Alan García, interpretó los comentarios del mandatario boliviano como una "intromisión" en asuntos internos de su país, tras lo cual tomó la decisión de llamar a consultas al embajador Fernando Rojas, quien mañana se dirigirá a la capital de Perú, según confirmaron las fuentes diplomáticas en La Paz.
Tal decisión ya había sido adelantada ayer por el presidente del Congreso peruano, Luis Gonzales Posada, quien señaló que “esas declaraciones significan una abierta intromisión en asuntos internos del Perú y además están cargadas de falsedades y de exhortaciones a la movilización del pueblo peruano“, según lo citó la agencia estatal de noticias Andina.
“Yo respetuosamente diría que en primer lugar sea convocado de inmediato nuestro embajador en Bolivia, para que se proceda a una reevaluación de las relaciones diplomáticas con ese país", afirmó el legislador peruano.
"Las implicancias podrían contemplar hasta el retiro de nuestro embajador y reducir la relación al encargado de negocios", subrayó. "El señor Morales no tiene ningún derecho de entrometerse en asuntos peruanos", agregó Gonzales Posada.
MORALES CARECE DE AUTORIDAD MORAL
La titular de la Comisión de Defensa del Congreso, Mercedes Cabanillas, sostuvo hoy que el mandatario boliviano, Evo Morales, carece de “autoridad moral” para dar lecciones sobre soberanía al Perú, ya que en su país existe una clara injerencia militar y política de otra nación del continente.
Fue al rechazar las declaraciones del presidente de Bolivia, quien según versiones periodísticas, aseguró que en territorio peruano existían supuestas bases militares estadounidenses.
Cabanillas Bustamante dijo que Morales realiza estas declaraciones sobre el Perú para distraer a la opinión pública boliviana de los “inmensos errores” que está cometiendo en el manejo político y económico de su país.

No hay comentarios: